¿Es buena idea compartir cepillo de dientes con tu pareja?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Tu pareja y tú lo compartís todo, pero ¿cuál es el problema de compartir el cepillo de dientes? Estos son todos los peligros potenciales que debéis conocer.
¿Es buena idea compartir cepillo de dientes con tu pareja?

Tu pareja y tú lo compartís todo: desde los eventos más importantes de vuestras vidas, hasta los cotilleos del trabajo. Compartís altibajos, cama… ¡y tal vez incluso ropa!

Lo que nunca debéis compartir es un cepillo de dientes. Te preguntarás por qué no. Después de todo, la mayoría de las parejas se besan con frecuencia, intercambiando saliva. ¿Cuál es el problema de compartir un cepillo de dientes?

Te sorprenderá saber que hay una gran diferencia. Es cierto que compartís saliva y gérmenes cuando os besáis o bebéis del mismo vaso, pero compartir un cepillo de dientes es otra historia. Esto es todo lo que debéis saber sobre los peligros potenciales de compartir un cepillo de dientes:

Se comparten bacterias dañinas

Tu boca está llena de bacterias, razón por la cual los dentistas recomiendan un régimen fiel de cepillado, uso de hilo dental y enjuague bucal después de cada comida, así como visitas dentales regulares para chequeos y limpiezas. Cuando sigues esta rutina, puedes eliminar los restos alimentos y bacterias de tu boca y favorecer una buena salud bucal.

Dicho esto, es natural que las bacterias se transfieran a las cerdas de tu cepillo de dientes, y de allí a la boca de tu pareja cuando use el cepillo de dientes después. De esta manera, las bacterias pueden ir y venir entre los dos, y esto puede ser peligroso debido a la potencial propagación de bacterias dañinas.

¿Qué pasa si uno de vosotros tiene una enfermedad altamente contagiosa como la faringitis o la gripe? Si compartes un cepillo de dientes, existe un riesgo mucho mayor de que ambos os contagiéis. Lo creas o no, también puedes compartir bacterias propensas a causar caries y enfermedades periodontales.

Contacto con el flujo sanguíneo

Además de transferir bacterias si se comparte un cepillo de dientes, existe un factor de riesgo aún mayor. El cepillado vigoroso podría provocar el sangrado de las encías u otras superficies de la boca, y esto permitiría que los gérmenes dañinos pasasen al torrente sanguíneo. Probablemente nunca hayas pensado que compartir un cepillo de dientes significa compartir sangre, pero podría darse el caso, y este es un problema importante si alguno de los dos tiene enfermedades que se puedan transmitir por la sangre, como hepatitis o VIH.

Haceros un favor mutuo y usad cepillos de dientes separados: hay algunas cosas que ni siquiera las parejas deberían compartir.

Jesús Vázquez Salas

Jesús Vázquez Salas

El Dr. Jesús Vázquez Salas forma parte de nuestro equipo médico de profesionales, con una dilatada experiencia en la especialidad de la odontología.

Artículos relacionados

Enfermedad de las encías: tipos, tratamiento, causas y prevención

La enfermedad de las encías o enfermedad periodontal es una condición bastante común que afecta a los tejidos que rodean…

Descubre todos los tipos de prótesis dentales

¡Las prótesis dentales ya no son lo que eran! Los tiempos en que la única solución posible para la sustitución…

Invisalign: la ortodoncia invisible de la que todos hablan

¡Descubre Invisalign! Un novedoso tratamiento de ortodoncia invisible, cómodo y sencillo, que te sorprenderá. Invisalign ofrece resultados inmejorables y una…

Suscríbete a nuestra Newsletter

Al suscribirte aceptas recibir periódicamente en tu cuenta de correo los últimos artículos publicados

Call Now Button
Abrir chat
1
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by