La importancia de reemplazar los dientes con implantes dentales

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Todos los dientes son importantes para masticar, hablar y sonreír. Por eso dejar un hueco por la pérdida de un diente tiene serias consecuencias.
La importancia de reemplazar los dientes con implantes dentales

Todos los dientes son importantes. Nos ayudan a masticar y triturar la comida, a hablar con claridad y a sonreír. Además, juegan un papel esencial en la estructura de nuestra boca en relación con otros dientes. Dejar un hueco por la pérdida de un diente tiene serias consecuencias.

La pérdida de uno o más dientes puede cambiar la presión de la mordida hacia otros dientes y, con el tiempo, acabar desplazándolos. Los dientes perdidos favorecen que la placa se instale el en lugares de difícil acceso para el cepillo de dientes, dificultando su limpieza y pudiendo provocar así infecciones en las encías o pérdida de más dientes.

Otro problema al no reemplazar los dientes es que el hueso que solía rodearlo puede deteriorarse. Sustituir los dientes perdidos también es importante para no dejar huecos visibles en nuestra sonrisa, ya que podrían causarnos problemas de autoestima.

Implantes dentales como opción para sustituir dientes

Los implantes dentales se han convertido en una de las mejores opciones para reemplazar los dientes perdidos o dañados. Proporcionan una base segura para los dientes artificiales removibles o permanentes, se pueden usar en lugar de puentes y dentaduras postizas, o como soporte para una placa dental. Son lo más parecido a nuestros propios dientes y suelen ser la opción preferida tanto para reemplazar uno o varios dientes.

El implante es un pequeño poste de titanio fijado en el hueso de los dientes perdidos. El hueso de la mandíbula crece alrededor del implante, sosteniéndolo firmemente en la mandíbula. Cuando el implante y el hueso se han unido, se coloca un pilar para sostener el diente nuevo de forma segura, y luego se coloca una corona en el pilar.

La principal ventaja de los implantes es la mejora de la mordida. La capacidad de mordida de las dentaduras por implantes es tan fuerte como la de los dientes originales. Un beneficio adicional de los implantes es que son prácticamente indistinguibles de los dientes naturales.

Los implantes son una solución permanente, a diferencia de los puentes y las prótesis removibles, que pueden tener que cambiarse con el tiempo. En lo referente al mantenimiento, cuidar los implantes es exactamente igual que la higiene bucal para los dientes naturales: hay que cepillar y usar el hilo dental. Otra ventaja de los implantes dentales es que no requieren ajustes en los dientes circundantes, y además ayudan a evitar que los dientes adyacentes sanos se muevan.

Si deseas obtener más información acerca de la sustitución de piezas mediante el uso de implantes dentales, no dudes en ponerte en contacto con nuestras Clínicas Dentalbell.

Israel Ortiz

Israel Ortiz

El Dr. Israel Ortiz forma parte de nuestro equipo médico de profesionales, con una dilatada experiencia en la especialidad de la odontología.

Deja tu comentario

Suscríbete a nuestra Newsletter

Al suscribirte aceptas recibir periódicamente en tu cuenta de correo los últimos artículos publicados